Comunicado sobre Ley de Inclusión – Reforma Educacional.

Como Frente Estudiantil de Revolución Democrática, nos planteamos como un actor político que trabaja por transformaciones estructurales con las cuales Chile avance hacia una sociedad de derechos, donde la educación sea el motor de desarrollo de nuestro país. Es por esto que queremos expresar nuestra postura frente a la aprobación del primer proyecto de la Reforma Educacional.

Luego de meses de intenso debate social y legislativo, donde importantes sectores de la ciudadanía manifestaron su opinión ante el proyecto, planteando con distintos énfasis sus aportes o reparos al mismo, el pasado lunes se aprobó el proyecto de ley que pone fin al copago, lucro y selección en la educación chilena. Como Frente Estudiantil, creemos que la aprobación de este proyecto es un gran paso para alcanzar una educación general moderna y justa para la población Chilena. Incluso, podemos decir que es el proyecto más transformador que se ha visto en educación desde los ‘90. En RD tenemos la plena convicción de que para revolucionar Chile, avanzando hacia un país de todos y todas, debemos disputar todos los espacios en donde nuestras ideas puedan incidir. Cuando es el futuro de Chile lo que está en cuestión, no podemos dejar de participar en las instancias que sean necesarias y debemos dejar de lado cualquier tipo de purismo inmovilista.

Sin embargo, no somos ciegos ni complacientes. Aún falta por profundizar este proyecto, pero a  pesar de este avance, todavía quedan mecanismos de mercado presentes en la educación escolar, como lo son el voucher o financiamiento a la demanda y los arriendos de establecimientos. Existen vacíos en cuanto a la selección, como lo son la selección en los colegios particulares pagados y una parte del ingreso a los Liceos Emblemáticos, barreras que desde Revolución Democrática estamos por eliminar, para erradicar completamente el mercado y la discriminación de nuestro modelo educativo, por una educación como lugar de encuentro y no de segregación.

Por otro lado, creemos que el movimiento estudiantil en su conjunto debe ser autocrítico. La derrota cultural que significó el surgimiento de organizaciones en defensa del “derecho a pagar” por la educación, que de cierta forma expresaron el temor de las familias ante una reforma mal defendida por el Ejecutivo y la Nueva Mayoría, debe ser un fuerte llamado de atención que nos haga despertar y guiar nuestros esfuerzos en un marco de unidad para profundizar las transformaciones estructurales por las que durante años hemos luchado. Para las siguientes reformas, el Ejecutivo debe profundizar los espacios de participación que logren abrir nuestra democracia, contrarrestando temores alimentados por las fuerzas conservadoras que no quieren ningún cambio.

Es por esto que desde el Frente Estudiantil de RD, hacemos un llamado a todos los sectores que estamos por transformar el modelo educativo de nuestro país a la unidad y humildad. Nadie sobra en la construcción de una nueva educación para Chile.

Como miembros de Revolución Democrática sabemos que este es un importante primer paso. Ya se avizoran nuevas discusiones en el sentido de construir una nueva educación pública, como lo son la Nueva Carrera Docente, la Desmunicipalización, y la largamente esperada reforma estructural al Financiamiento de la Educación Superior. Estaremos presentes en estas discusiones, esperando construir junto a todos quienes quieran ser protagonistas de un nuevo Chile. Tenemos la convicción de ir por un buen camino, los estudiantes de Chile tenemos la responsabilidad de no perder el rumbo y avanzar a paso firme hacia la educación que queremos.

El llamado es claro, el llamado es a seguir trabajando porque #VamosAvanzando hacia un Chile mejor.

Frente Estudiantil de Revolución Democrática