Declaración Pública por el asesinato de Camilo Catrillanca y actuar ilegal de Carabineros de Chile

El pasado 14 de noviembre, el país fue remecido por la muerte del comunero y dirigente mapuche Camilo Catrillanca, víctima de una bala disparada por un agente de Carabineros de Chile, integrante del que ha sido conocido mediáticamente como “Comando Jungla”.
Como Revolución Democrática expresamos nuestras condolencias a la familia de Camilo Catrillanca y a toda la comunidad de Temucuicui a la que pertenecía, por esta injusta pérdida y por el inmenso dolor generado.
Las revelaciones recientes de que los operativos involucrados hayan destruido el registro grabado de los hechos agrava aún más la situación, dificultando la búsqueda de la verdad y obstruyendo la justicia.
Es particularmente grave que el actuar ilegal provenga de un agente del Estado, toda vez que son los llamados a dar garantías mínimas a todas las personas. El respeto a los Derechos Humanos debe enmarcarse en los pactos internacionales que ha suscrito nuestro país y debe expresarse a través de las instituciones jurídicas y policiales, por lo que es inaceptable que sean estas mismas instituciones las que caigan en prácticas de destrucción de evidencia y ataque a personas inocentes.
La revelación sobre el actuar ilegal de Carabineros de Chile en el caso Catrillanca se suma al parte policial sobre la muerte del comunero en Teodoro Schmidt, que fue desmentido por la familia y se agrega a una serie de otras situaciones que dañan profundamente la credibilidad de esta institución, incluyendo el “Caso Huracán”, que develó una trama de falsificación de evidencia para incriminar a dirigentes mapuche por delitos que no cometieron.
De la misma forma rechazamos la militarización y el establecimiento de verdaderos guetos, asociados a las comunidades en resistencia, donde las garantías y derechos de las personas se han visto lesionadas desde hace décadas.
Como Revolución Democrática vemos como necesaria la recién anunciada renuncia del Intendente Luis Mayol, pero nos preocupa que esta renuncia no esté acompañada de un reconocimiento del error. Hacemos un llamado al Gobierno de Chile a dar señales concretas del control civil sobre las Fuerzas Armadas y de Orden, además de retirar al “Comando jungla” de la zona de conflicto y desmilitarizar la estrategia del gobierno en la región.
Por último, llamamos al Gobierno a asumir la responsabilidad política por lo ocurrido en el caso de Camilo Catrillanca, removiendo de su cargo al Ministro del Interior y Seguridad Pública, Andrés Chadwick. Esto es fundamental para iniciar un proceso de reconstitución de confianzas con la ciudadanía y con el pueblo mapuche, mostrando iniciativa política y reconocimiento del error político que significó la incorporación del “Comando Jungla”, que solo agregó tensión y criminalización de la zona, lo que terminó con una situación de abuso de poder, asesinato y encubrimiento criminal.

Directiva Nacional de Revolución Democrática
Comisión de Derechos Humanos de Revolución Democrática