Frente Amplio pide la renuncia del Intendente de Ñuble tras la polémica filtración del protocolo de entrega de cajas del Gobierno

El bloque pide la salida del Intendente Martín Arrau, quien habría mentido al asegurar que el cuestionado protocolo de entrega de cajas no era un documento oficial, información que luego fue reconocida por la vocera Karla Rubilar, quien se adjudicó la responsabilidad del asunto. Asimismo, el grupo suma una serie de críticas a la gestión de la autoridad.

Este jueves, la mesa regional del Frente Amplio en Ñuble emitió una declaración donde critican la gestión del Intendente Martín Arrau, luego de que desde la institución que lidera se filtrara el cuestionado documento que llamaba a “valorar siempre al Presidente” en el marco de la entrega de canastas familiares del Gobierno.

Al respecto, los partidos del bloque indicaron que “en tiempos difíciles, los vecinos y la ciudadanía esperan un Gobierno Regional activo, con presencia en terreno preocupado de los problemas y necesidades, pero sin que esto significa utilizar el dolor ajeno para el beneficio político personal”.

“Condenamos enérgicamente la falta a la verdad con la que se ha tratado el tema del protocolo emanado de intendencia en el que claramente se explicita la búsqueda de réditos políticos de parte de quienes cumpliendo su labor de funcionarios públicos, están desarrollando la entrega de mercaderías en diversos sectores de la región”, agregó el FA en su declaración.

Asimismo, evalúan presentar un requerimiento ante Contraloría para aclarar un supuesto sobreprecio pagado por el Intendente Arrau, como jefe superior del servicio, en las canastas, ya que, según acusa la mesa regional del FA, se habrían comprado 20 mil cajas a un proveedor de otra región, que tendría cercanías con la UDI, “por un monto superior en 7 mil pesos a otras ofertas disponibles en el mercado”.

Desde Revolución Democrática, el consejero político Álvaro Valencia señaló que Arrau “siempre ha tenido una actitud autoritaria. No dialoga, sólo toma decisiones a puertas cerradas y eso ha tenido consecuencias. Lo que necesitamos es una autoridad dialogante, y lo más importante es no falte a la verdad: la ministra Rubilar reconoció que el protocolo era real, dejando en evidencia que el Intendente mintió. Eso es muy grave. Creemos que lo mejor para la región es que Martín Arrau renuncie a su cargo”.

Por su lado, el presidente regional del Partido Liberal, Luis Cisterna, añadió que el Intendente “nuevamente realiza acciones fuera de sus atribuciones, tales como incorporar a candidatos en el reparto de cajas, así como el vergonzoso protocolo que se conoció. Su sello impositivo ha generado varios problemas, tales como el desafortunado llamado del Seremi de Energía a votar Rechazo en el plebiscito, utilizando tiempo y recursos públicos. El Intendente dejó sin sanción esta situación, pese a las objeciones de Contraloría”.

Lee la declaración completa

Sigue a RD Ñuble en sus redes sociales de Facebook, Instagram y Twitter.