RD exige la renuncia del director general de Carabineros Mario Rozas por no garantizar seguridad y respeto a DD.HH

Luego de que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos informara sobre las vulneraciones que está cometiendo Carabineros de Chile, Revolución Democrática (RD) sacó una declaración pública donde exige la renuncia del director general de Carabineros, Mario Rozas Córdova, “por no ofrecer garantías para cuidar a la población civil”.

La misiva lleva por nombre “Nunca más en nunca más” y en ella se indica que “hay evidencia suficiente recogida por organismos nacionales e internacionales sobre violaciones a los derechos humanos que son de responsabilidad exclusiva de esta institución”.

“Expresamos toda nuestra solidaridad hacia las familias dañadas por agentes del Estado. Estamos hablando de casos de violencia sexual contra mujeres, niñas, niños y adolescentes, de más de 200 personas con daño ocular irreparable, poblaciones expuestas en todo el país a lacrimógenas y disparos. Acá hay una persona que da las órdenes y tiene que asumir su responsabilidad”, señaló Catalina Pérez, presidenta y diputada de RD.

En esta misma línea, el partido del Frente Amplio pide poner fin al uso de escopetas antidisturbios con cualquier tipo de munición (balines o perdigones), que el Ministerio del Interior fiscalice la aplicación de los protocolos de Carabineros, que se investiguen las denuncias sobre responsabilidades de funcionarios en violaciones de derechos humanos y que los Ministerios de la Mujer y de la Equidad de Género, de Salud y la Subsecretaria de DD.HH cumplan con su rol público y generen todas las acciones para que estos hechos no sigan ocurriendo.

Además, la bancada parlamentaria impulsó un proyecto de ley que prohibiría el uso de perdigones en manifestaciones, y se puso a disposición para avanzar en prohibir cualquier elemento antidisturbio que causen daño a la integridad y salud de las personas, y a trabajar con otras fuerzas políticas, escuchando a organizaciones de la sociedad civil, en la promoción de medidas de reparación efectiva para todas las víctimas de violaciones a los derechos humanos en el contexto de las recientes movilizaciones.