RD realiza conversatorio sobre Venezuela

12 Agosto, 2017 - 4 minutos de lectura

 Los académicos Lucía Dammert, Alfredo Joignant y Juan Pablo Luna se reunieron con militantes del Partido para analizar la situación política y social por la que atraviesa Venezuela.

El pasado 9 de agosto se realizó en la sede de nuestro partido un Conversatorio abierto para la militancia sobre el contexto político y social de Venezuela. La instancia, propuesta por la Directiva de la Región Metropolitana de RD, y co-organizada junto a la Coordinación de Relaciones Internacionales, contó con la presencia de tres importantes académicos: Lucía Dammert (Universidad de Santiago de Chile), Alfredo Joignant (Universidad Diego Portales) y Juan Pablo Luna (Universidad Católica).

 

El objetivo del conversatorio fue promover e incentivar el debate entre la militancia, atendiendo a que la crisis venezolana requiere de un abordaje complejo, interdisciplinario y responsable.

 

El Conversatorio se realizó en torno a un importante contexto, pues el día anterior (8 de agosto) tuvo lugar en Lima un encuentro de Cancilleres de América y el Caribe. De este encuentro derivó la firma de una declaración suscrita por Argentina, Brasil, Canadá, Colombia, Costa Rica, Chile, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay y Perú. Asistieron también Guyana, Granada, Jamaica y Uruguay, países que no firmaron la declaración. Lo principal que se rescató de este documento es que solo se reconocerán como legítimas las resoluciones que provengan de la Asamblea Nacional y no de la Asamblea Nacional Constituyente.

 

Los tres expositores coincidieron en la necesidad de elevar el debate de Venezuela, más allá de las nomenclaturas “democracia” v/s “dictadura”, pues esta discusión entrampa y obstaculiza considerar en su justa dimensión una serie de factores políticos, sociales, culturales y económicos que intervienen sistemáticamente en el contexto venezolano.

 

Al respecto, Lucía Dammert señaló que si bien “la crisis venezolana aún no es terminal, posiblemente se seguirá profundizando”. Para ello es fundamental “superar la diplomacia de salón, pues se requiere un proceso largo donde ambas partes en disputa disminuyan sus niveles de agresión y confrontación.

 

Alfredo Joignant, en tanto, manifestó que “formal y constitucionalmente, la convocatoria constituyente de Maduro puede ser legal. El problema es que esta crisis no solo tiene un problema legal y semántico. Lo importante es decir que estamos ante una degradación autoritaria del régimen. Si se tuviese que resumir el problema venezolano es que es profundamente político, no legalista”.

 

Finalmente, Juan Pablo Luna consideró que el problema de Venezuela es centrar la discusión en cuestiones de regímenes (democracia v/s dictadura), cuando la esencia de la crisis es respecto a la soberanía estatal. No puede ser ni democracia ni dictadura porque el Estado está desbordado”. En este sentido, coincidió en que el problema es profundamente político, pues afecta a toda la comunidad política, ya que está en juego la recuperación o restitución de dicha comunidad, la cual hoy está profundamente quebrada.